Clínica
Nuevas inquietudes

Doctor, tuve Covid-19, ¿puedo hacer deporte?



Meses atrás, en otro contexto de la pandemia, las preguntas en el consultorio giraban en torno al riesgo de contagio de coronavirus y al peligro de complicaciones. Actualmente nos encontramos transitando una etapa diferente y las preguntas que antes eran poco frecuentes hoy son habituales. 

Al habilitarse ciertas prácticas deportivas, era de esperar que luego de tanto tiempo de inactividad las personas retomaran uno de los mejores remedios que disponemos, la actividad física. Tenemos mucha experiencia en cual debe ser la evaluación precompetitiva (muchas veces llamada control o apto médico) en personas con y sin antecedentes de enfermedad cardiovascular, pero a estos grupos de personas hoy se agregan aquellas que han padecido Covid-19.

El lector se preguntará por qué una infección viral respiratoria puede tener impacto en una decisión enfocada en el aparato cardiocirculatorio. Es sabido que ciertas infecciones virales comunes pueden generar inflamación y daño en el miocardio (nombre técnico con el cual los médicos llamamos al músculo cardíaco) y la infección por el coronavirus SARS-CoV-2podría no ser la excepción.

El doctor Ignacio Dávolos, Director del Consejo de Cardiología del Ejercicio de la Sociedad Argentina de Cardiología refiere que hoy sabemos, a partir de datos publicados en prestigiosas revistas científicas,  que  la complejidad del comportamiento de esta infección da lugar a complicaciones que se extralimitan del aparato respiratorio. Entre ellas, el riesgo de desarrollar trastornos de la coagulación, trombosis venosa profunda y complicaciones miocárdicas y que las mismas deben ser evaluadas y consideradas de acuerdo con la historia clínica, la presencia de síntomas y el examen físico. Es en este contexto que la comunidad médica comenzó a plantearse y discutir los pasos a seguir para aquellas personas que cursaron cuadros de Covid-19 y deseen realizar actividad física.

Respecto a este punto, el doctor Dávolos comenta que este grupo de personas deben ser evaluadas por un médico antes de reiniciar la actividad física. Refiriéndonos a cuadros Covid recuperados leves (sin hospitalización), luego de haber recibido el alta médica según los criterios vigentes del Ministerio de Salud de la Nación, la evaluación médica se realiza de menos a más, de acuerdo al criterio médico, examen físico, síntomas y disponibilidad de realización. Entre los estudios cardiológicos iniciales, debería realizarse un electrocardiograma y ecocardiograma Doppler color. Otro estudio sugerido es la prueba de esfuerzo, y si el cuadro clínico lo amerita, podrán solicitarse marcadores de daño miocárdico o un estudio Holter 24hs.

Es importante conocer que la realización de una resonancia magnética cardíaca no es una indicación de rutina, y solo debe realizarse frente a la evidencia o sospecha de afectación miocárdica y/o síntomas de acuerdo a los criterios de sospecha de miocarditis y resultados anormales en los estudios previos recomendados, incluidos las pruebas de esfuerzo.  Es muy importante reconocer la presencia de síntomas (palpitaciones, falta de aire, dolor de pecho) al reinicio de la actividad física, ya que necesariamente sugiere detener el ejercicio y reevaluar el caso.

Los individuos que cursaron una internación, pueden haber presentado cuadros leves, moderados o graves. Estos últimos (neumopatía grave, daño renal, hepatopatía, miocarditis, tromboembolismo de pulmón, asistencia respiratoria mecánica prolongada) la mayoría de las veces no están en condiciones de retomar la actividad física en el corto plazo. Debemos restringir el ejercicio hasta tanto hayan realizado con éxito los estudios antes nombrados, y en caso de ser necesario, incorporarlos a programas de rehabilitación motora y/o cardiopulmonar.

*El doctor Augusto Lavalle Cobo es médico cardiólogo y coordinador del Servicio de Cardiología del Sanatorio Finochietto.

Dejá tu comentario