ESTUDIO PUBLICADO EN THE LANCET |

Estiman que el aire contaminado causa más infartos que la cocaína

Si bien individualmente es un factor de riesgo bajo, produce cerca de 2 millones de muertes prematuras en el mundo, porque son muchos los que están expuestos. En proporción, la polución por el tráfico genera más ataques cardíacos que el sexo y las drogas.

En proporción, el aire contaminado produce alta cantidad de infartos

La contaminación del aire produce más ataques al corazón que el consumo de cocaína e implica un riesgo cardíaco tan alto como el alcohol, el café y el esfuerzo físico, informaron científicos el jueves.

El sexo, la ira, el uso de marihuana y las infecciones respiratorias o torácicas también pueden disparar ataques al corazón de diferente tenor, dijeron investigadores, pero la polución del aire -particularmente por el tráfico- es el mayor culpable.

Los hallazgos, publicados en la revista The Lancet, sugieren que factores como la contaminación ambiental deberían tomarse más seriamente cuando se consideran los riesgos cardíacos y deberían ponerse en contexto junto con peligros mayores pero relativamente más raros como el uso de drogas

.
Tim Nawrot, de la Universidad de Hasselt en Bélgica, quien dirigió el estudio, señaló que espera que sus descubrimientos también alienten a los especialistas a pensar con más frecuencia sobre los riesgos de nivel poblacional.

«Los médicos siempre están viendo pacientes individuales y los factores bajos de riesgo no parecerían tan importantes a nivel individual, pero si son prevalentes en la población entonces tienen una mayor relevancia en la salud pública», indicó Nawrot.

 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) describe la contaminación del aire como «un riesgo ambiental importante para la salud» y estima que causa anualmente alrededor de 2 millones de muertes prematuras en todo el mundo.

El equipo de Nawrot combinó datos de 36 estudios separados y calculó el riesgo relativo por una serie de disparadores de ataque cardíaco y la proporción total de infartos que causaría cada uno de ellos. El que generó una mayor proporción fue el tráfico, seguido del esfuerzo físico, el alcohol, el café, la polución del aire y luego la ira, el sexo, el consumo de cocaína, de marihuana y las infecciones respiratorias.

«De los disparadores de ataque cardíaco estudiados, la cocaína es el más propenso a generar un episodio individual, pero el tráfico tiene el mayor efecto poblacional dado que más personas están expuestas a él», escribieron los investigadores.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí